X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Todas las noticias
Imprimir http://es.rt.com/6JD

Motín a bordo

Publicado: 12 abr 2011 20:49 GMT

A comienzos del siglo XIX, la trata de esclavos ya estaba prohibida en muchos países de América y Europa. Sin embargo, Cuba y Brasil aún mantenían el sistema, por lo que el contrabando seguía siendo abundante.

Corría el año 1839 cuando un barco negrero de bandera portuguesa se abastecía de esclavos en Sierra Leona. Este barco se llamaba "La Técora" y debía llevar su valiosa carga a través del Atlántico hasta América, concretamente a las plantaciones azucareras cubanas, que por esa época eran las que más demanda tenían de esclavos. En el viaje de regreso a La Habana los marinos llegaron a lanzar por la borda a más de 50 esclavos, ya que habían calculado mal las provisiones y no había víveres suficientes para soportar la travesía.

El buque atracó en las costas de La Habana con 53 esclavos sobrevivientes —entre los que había cuatro niños—, que fueron comprados por los españoles José Ruiz y Pedro Montes, y luego fueron transportados a otro barco con la finalidad de llevarlos hasta Haití para revenderlos. Este nuevo barco se llamaba "Amistad" y era un pequeña goleta española que estaba al mando de Ramón Ferrer. La mañana del 29 de junio de 1829, la nave partió hacia su nuevo destino.


Durante el trayecto, la tripulación comenzó a abusar física y sicológicamente de los esclavos africanos, y al cuarto día de viaje el cocinero dijo a algunos de los esclavos que serían "asesinados y comidos una vez que llegaran a su destino". Entonces estos, liderados por un africano llamado Sengbe Pieh, también conocido como “Cinqué”, decidieron amotinarse y tomar control del buque.

Cinqué

Cinqué comenzó la rebelión abriendo sus propias cadenas utilizando un clavo suelto que encontró, y luego liberó a los otros esclavos. Los hombres descubrieron cuchillos para cortar caña de azúcar y asesinaron al capitán y al cocinero, dejando solamente vivos a Ruiz y Montes, a quienes dieron la orden de dar la vuelta y que los lleven de regreso al África. Cinqué había notado que el barco que los trajo de Sierra Leona navegaba hacia donde se ponía el sol, por lo que ordenó a Ruiz y Montes que navegaran hacia la salida del sol, hacia África.

José Ruiz, el dueño del buque, fingió obedecer las órdenes de Cinqué, y mientras el día navegaba con rumbo hacia el este, por las noches lo hacía al noroeste, por lo que terminaron en Long Island, donde fueron interceptados el 26 de agosto de 1839 por el buque Washington de la marina estadounidense. Los africanos fueron apresados e irónicamente acusados de asesinato y piratería, mientras que los dos tripulantes españoles, José Luis y Pedro Montes, enseguida fueron liberados.

Representación artística del motín

Mientras los esclavos esperaban para ser juzgados en Connecticut, la Corona española hizo una reclamación que reivindicaba su propiedad sobre los africanos, argumentando que eran esclavos cubanos y que no procedían del África. Los grupos y organizaciones antiesclavistas, que estaban muy de moda por aquel tiempo, consiguieron llevar el caso a la Corte Suprema. Los abolicionistas tomaron el caso como una oportunidad para demostrar la inhumanidad de la esclavitud. Se lo considera como el primer caso de Derechos Civiles, donde negros y blancos trabajaron juntos por una causa común.

Luego de casi dos años de juicios y apelaciones, la sentencia de la corte fue a favor de los africanos el 9 de marzo de 1841. Mucho influyó en ella la intervención del ex presidente norteamericano John Quincy Adams, quien asumió la defensa de los esclavos.

Una vez libres, los 35 africanos sobrevivientes del "Amistad" zarparon desde el puerto de Nueva York a bordo del carguero "Gentlemen", con destino a la ciudad de Freetown —creada precisamente para recibir a los africanos liberados de la trata internacional— en Sierra Leona. Volvían al África en 1842, tres años después de haber sido secuestrados de su tierra.

Basándose en esta historia, Steven Spielberg dirigió la película "Amistad" en 1997, la cual no fue estrictamente apegada a los hechos históricos, ya que por ejemplo, en ella se muestra que cuando Cinqué regresa a su aldea, es recibido por su esposa y sus tres hijos, pero esto es falso ya que no pudo encontrar a su familia, que también había sido secuestrada por traficantes de esclavos. Se lo idealiza como héroe, aunque se decía que con el tiempo Cinqué llegó a amasar una pequeña fortuna, dedicándose irónicamente, también a la trata de esclavos. De todas formas, figura ahora en los billetes de 5000 leone de su país.




Hace una década, la ONG Amistad América lanzó al mar una réplica de la goleta española "Amistad", con el objetivo de construir puentes entre los pueblos y hacer comprender al mundo que todos compartimos una historia común. Actualmente, recorre lugares históricos relacionados con la esclavitud en América y ofrece visitas a bordo con paneles académicos.


Réplica actual del "Amistad"

Se estima que durante cuatro siglos —entre 1440 y 1870—, más de 12 millones de africanos cruzaron el Atlántico encadenados en las bodegas de barcos negreros, en más de 50.000 viajes trasatlánticos de bandera portuguesa, británica y española.

Un blog de actualidad, historia y curiosidades desde la Mitad del Mundo, Ecuador creado por el autor de Sentado frente al Mundo .

Artículos anteriores de experto

RT crea cada vez más videos en 360º. ¿Le gusta verlos en este formato?

Deje su opinión »

Últimas noticias