Programas

"Si de verdad quieren ponerle freno al cambio climático, que cierren el grifo del dinero en lugar de montar todo ese circo en Glasgow"

Publicado:
En este episodio de 'Keiser Report' Max y Stacy comentan la afirmación del director del programa de alimentos de la ONU de que bastaría el 2% de la riqueza de Elon Musk para solucionar el hambre en el mundo y la respuesta que le dio el propio empresario en Twitter. También hablan de cómo se está intensificando la represión financiera mientras los mercados siguen llegando a máximos históricos. En la segunda parte Max conversa con Ben Aris, de BNE.eu, sobre la crisis del gas natural en Europa.

Recientemente, el cofundador de Tesla, Elon Musk, aseguró estar dispuesto a vender algunas acciones de su empresa automotriz para resolver el hambre mundial. Su reacción se produjo luego de que el director del Programa Mundial de Alimentos de las Naciones Unidas, David Beasley, apelara a multimillonarios como él a donar el 2% de su riqueza (6.000 millones de dólares) para solucionar el problema de 42 millones de personas que se enfrentan a graves niveles de inseguridad alimentaria.

Este este contexto, Max Keiser y Stacy Herbert consideran que el problema del hambre va más allá de ser una simple cuestión de dinero. Pensar que bastaría con el 2 o el 3% de la riqueza de Elon Musk "no es más que otro intento por racionalizar la emisión de moneda", afirma el presentador.

Aunque la emisión de moneda y los intereses bajos tenían como objetivo en un principio estimular el crecimiento y fomentar la demanda, en realidad solo han generado deflación, dificultades económicas y crisis financieras. Los problemas de crecimiento y las desigualdades económicas resultantes han obligado a los bancos centrales a dirigir la culpa hacia otro lado e "inventarse un discurso distinto": el cambio climático. "Se está utilizando como moneda de cambio ante la necesidad de crecer y como forma de justificar la emisión de moneda, cuando la realidad es que la emisión de moneda, igual que no genera crecimiento, tampoco ayuda a resolver el problema del cambio climático", manifiesta Max.

"Esa hambre se debe, en parte, a toda la emisión de moneda que tenemos, y que es la responsable de que esté disparándose el precio de los alimentos, igual que sucedió tras la crisis financiera del 2008-2009, cuando también se emitió un montón de dinero", añade al respecto Stacy.

"Cierren el grifo de dinero"

En opinión de la presentadora, que las instituciones hablen de exorbitantes cifras para arreglar algo como el hambre del mundo es solo una "manera ganarse la aprobación de la gente". Compara además esta situación con la actual "parafernalia" alrededor de la cumbre climática COP26 donde, según ella, los políticos dicen que "van a resolver todos los problemas que ellos mismos han provocado en los últimos 100 años con toda esa emisión de moneda, industrialización y globalización".

El exceso de deuda actual y la inflación que se vive en Alemania en medio de las rentabilidades negativas de los bonos, hasta mínimos históricos, también contribuyen al cambio climático. Eso ha generado malas asignaciones de capital, un exceso de consumo en beneficio de unos pocos e interrupciones en la cadena de suministros, porque todo el dinero que se ha emitido es el que ha hecho crecer la demanda de productos procedentes de China.

"Si de verdad quieren ponerle freno al cambio climático, que cierren el grifo del dinero en lugar de montar todo ese circo en Glasgow y que el ciudadano de a pie tenga que luchar contra las consecuencias de unas políticas que han diseñado las propias élites", continúa Stacy.

Max piensa que si en realidad se quieren resolver los problemas medioambientales hay que dejar que los intereses recuperen un valor de mercado normal, de en torno al 5%, y que el mercado de deuda empiece a perder cuota de mercado en favor del bitcóin. No obstante, está seguro de que "los bancos centrales no van a hacerlo". "La única forma es por medio del bitcóin, que extraerá dinero del mercado de deuda, haciendo que los intereses aumenten. Así que prepárense, porque de lo contrario, el futuro se les plantea muy negro", concluye.

rtnoticiasrtnoticias