Actualidad

"Torturadores de EE.UU. me dijeron que violarían a mi hija para conseguir una confesión"

Publicado:
Shaker Aamer, prisionero de Guantánamo, ha descrito las horribles torturas a las que fue sometido por interrogadores estadounidense que, según ha contado, amenazaron con violar a su hija de cinco años.
"Torturadores de EE.UU. me dijeron que violarían a mi hija para conseguir una confesión"

Shaker Aamer, de 48 años, ha sido prisionero de Guantánamo durante los últimos 13 años sin ser acusado formalmente, tras ser capturado en Afganistán bajo la sospecha de haber trabajando para Al Qaeda, informa 'The Independent'.

Lea también: Exjefe del MI6: "La tortura ha servido durante miles de años para obtener información útil"

Nació en Arabia Saudita, pero obtuvo la residencia británica cuando vivió allí con su mujer y sus cuatro hijos, a quienes no pudo ver durante los últimos 14 años. 

Aamer asegura que mientras estaba retenido en las bases militares estadounidenses en Bagram y Kandahar, los interrogadores utilizaron a su hija de cinco años en un intento de quebrantarlo. "Un interrogador habló de lo que haría a mi hija de cinco años en detalles que me destrozaron", ha confesado.

Lea también: Qué esconde Guantánamo: EE.UU. evade las visitas de un experto de la ONU

Otro interrogador supuestamente utilizó una mezcla de crueldad y amabilidad al darle comida caliente antes de reiniciar la tortura. "Me habló como si yo fuera un ser humano. Luego me decía que iba a violar a mi hija de cinco años, le iba a hacer esto y lo otro sexualmente, que mi hija iba a gritar sin parar".

Aamer afirma que estuvo en Afganistán trabajando para una organización benéfica de niños y firmó una confesión falsa en 2001. "Leshabría dicho que yo era Bin Laden con tal de parar la tortura".