Actualidad

Solitario y amante de las armas: qué se sabe del tirador que abrió fuego cerca de la sede del FSB en Moscú

Publicado:
Antes de que el agresor fuera abatido por las fuerzas de seguridad, mató a tiros a un oficial del FSB e hirió a otros cuatro agentes y a un civil.

El hombre que el jueves por la noche abrió fuego cerca de la sede del Servicio Federal de Seguridad de Rusia (FSB) en el centro de Moscú, y que fue abatido por la Policía, ha sido identificado por el Comité de Investigación ruso como Yevgueni Maniúrov, de 39 años y residente en la ciudad de Podolsk, en la provincia de Moscú.

Varios medios inicialmente informaron que el FSB había calificado este tiroteo de ataque terrorista, pero posteriormente el Comité de Investigación de Rusia anunció la apertura de un caso penal por atentado contra la vida de funcionarios policiales. 

"Como resultado [del tiroteo], un agente murió en el actootro fue llevado a un hospital en estado grave, donde luego falleció. Otras cinco personas, incluido un civil, resultaron heridas de diversa gravedad", indicaron desde el Comité de Investigación.

La investigación del ataque todavía está en curso. Se reporta que las fuerzas de seguridad han registrado el apartamento del atacante, donde han hallado varias armas y munición. Aunque de momento no se ha confirmado oficialmente la identidad del agresor, varios medios de comunicación han divulgado su supuesta fotografía y detalles sobre su biografía.

De acuerdo con varios reportes, Maniúrov era un entusiasta del armamento y tenía registradas a su nombre siete armas de varios tipos: de gas, traumáticas, de ánima lisa y de ánima rayada, entre ellas dos carabinas Saiga y dos escopetas de caza.

Miembro de un club de tiro

Fuentes abiertas aseguran que Maniúrov era miembro de un club de tiro y que el mes pasado ocupó el tercer lugar en una competición en la categoría de pistola calibre carabina.

ADVERTENCIA: LAS SIGUIENTES IMÁGENES PUEDEN HERIR SU SENSIBILIDAD

De acuerdo con la madre de Maniúrov, citada por Baza, su hijo practicaba el tiro desde hacía tres o cuatro años y le apasionaba. Al parecer, la carabina con la que disparó de muerte a un oficial de la FSB e hirió a otros cuatro agentes y a un civil estaba registrada a nombre del agresor.

Sin embargo, teniendo en cuenta que para obtener una licencia para rifles en Rusia es necesario haber poseído una escopeta al menos cinco años, su experiencia con armas posiblemente fuera más larga.

Fuentes indican que Maniúrov era un hombre solitario que no tenía amigos cercanos ni pareja estable.