X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Todas las noticias
Imprimir http://es.rt.com/nIf

WikiLeaks: El rey Juan Carlos fue el mejor informador de EE.UU. antes de subir al trono

Publicado: 8 abr 2013 16:49 GMT | Última actualización: 8 abr 2013 20:47 GMT

El rey Juan Carlos fue en los últimos años del franquismo y durante la transición "el mejor informador de EE.UU." en busca del respaldo de Washington, según revela el diario español Público.es basándose en cables diplomáticos cedidos por WikiLeaks.

BallesterosAFP
Síguenos en Facebook
El entonces príncipe de España informó a Washington con todo lujo de detalles de la crisis cardíaca que sufrió el dictador Francisco Franco el 16 de octubre de 1975 y que lo puso al borde de la muerte, al tiempo que pidió ayuda a Wells Stabler  —embajador de EE.UU. en Madrid entre 1975 y 1978— para conseguir que el dictador firmara la renuncia antes de fallecer pese a que en 1969 lo había sido designado como sucesor, revela el diario.

Por su parte, el secretario de Estado  de EE.UU., Henry Kissinger, prohibió rotundamente a Stabler que intercediera para evitar que se le relacionara con el intento de derrocar al dictador, aunque sí preparó toda una lista de mensajes de condolencia y de felicitaciones al príncipe que, un mes más tarde, necesitaría tras la muerte de Franco.

Si Juan Carlos pensó en algún momento que Washington estaría de su lado porque le preocupaba la democratización de España pecaba de ingenuo”.  

Democracia por bases

Asimismo, los cables muestran que EE.UU. estaba dispuesto a apoyar a Juan Carlos en el camino hacia la democratización para evitar que “los comunistas y los extremistas de todos los colores jugaran un papel determinante". "El interés de EE.UU. reside en empujar a Juan Carlos a que dé un giro gradual, pero de manera decidida y no demasiado lenta, hacia la democratización. Debemos darle el apoyo que él claramente está pidiendo a EE.UU.", expresó Stabler, a lo que Kissinger respondió que Washington "jugará un papel estabilizador y de apoyo ".

No obstante, la publicación sugiere que dicho respaldo no era gratuito. “Si Juan Carlos pensó en algún momento que Washington estaría de su lado porque le preocupaba la democratización de España pecaba de ingenuo”, destaca el diario, subrayando que a finales de 1975 vencía el acuerdo sobre las bases militares estadounidenses en España. “Si España no formaba parte de la Alianza, a lo que se oponía la mayor parte de los países precisamente por ser una dictadura, entonces los marines tendrían que hacer las maletas”, agrega.
 

Seguimiento absoluto al rey 

Las políticas de Juan Carlos “abrían una puerta vital” para EE.UU., que podría convencer más fácilmente a sus aliados de la OTAN de “la necesidad imperiosa de acoger a España por ser la puerta al Mediterráneo”, sostiene publico.es. Según revela un cable 'secreto' del 5 de noviembre Kissinger ordenó a su embajador ante la OTAN reactivar las gestiones: "Es muy importante hacer énfasis en las posibilidades que se abren ahora para Occidente para alentar la moderación y las instituciones democráticas en la vida política española". 

Para asegurarse de que las cosas iban tal como EE.UU. esperaba, Stabler siguió muy de cerca todos los movimientos del rey en 1976. Cuando, por ejemplo, el rey confesó al embajador norteamericano que el ministro de Economía, Villar Mir, estaba siendo un personaje problemático, porque “su retraso en elaborar un programa económico" podía ser "perjudicial", Washington acogió a una comitiva encabezada por el ministro para buscar el modo de mejorar la situación financiera de España y renegociar la deuda externa.
 

Informes de "grandísimo valor"

Henry Kissinger reiteró varias veces a Stabler que sus contactos con Juan Carlos “deben ser tratados con la mayor discreción”, ya que —aseguraba— “estos informes tienen un grandísimo valor para EE.UU.”, razón por la que se comprometió a hacer "lo que esté en nuestra mano para asegurarnos de que en el futuro se manejen de manera apropiada". En otro mensaje, Kissinger prohibió a sus embajadores en Marruecos, Mauritania y Argelia difundir "un material tan sensible que puede poner en peligro el acceso a la fuente".

El domingo pasado Wikileaks criticó al gobierno de EE.UU. por no desclasificar los documentos públicos y ha creado un buscador para los 1,7 millones de documentos de la era diplomática de Henry Kissinger, de 1973 a 1976, enfocados, sobre todo, en sus actividades en Latinoamérica, sus relaciones con Franco y la Familia Real y la Grecia de los coroneles.

El analista político Juan Luis González Pérez cree que la información revelada por Wikileaks confirma una vez más la política imperialista propia de EE.UU. “EE.UU. hace lo que mejor sabe hacer y lo que siempre ha hecho. Actúa como un imperio y utiliza como vasallos a otros países”, sostiene el analista, subrayando que  el hecho de que "EE.UU. sea capaz de decidir quién va a suceder a un dictador, obviamente dice bien poco de la democracia española".

 

Etiquetas:

RT crea cada vez más videos en 360º. ¿Le gusta verlos en este formato?

Deje su opinión »

Últimas noticias