X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Todas las noticias
Imprimir http://es.rt.com/3vuk

Cambiando la política española: la locura de arriesgarse

Publicado: 12 ago 2015 12:44 GMT | Última actualización: 21 ago 2015 12:47 GMT

A los españoles nos encantan los refranes. Se podría decir que tenemos uno para cada ocasión e, incluso, para justificar nuestra conveniencia en cada momento; 'A quien madruga Dios le ayuda' si, por ejemplo, tenemos que madrugar, 'No por mucho madrugar amanece más temprano' si no. El caso es que en esto de la política, a la hora de votar, el españolito más auténtico termina enunciando el refrán entre refranes para estas ocasiones: 'Más vale malo conocido que bueno por conocer', y así nos ha ido. La alternancia, "sin más opciones de victoria", entre gobiernos de PP y PSOE ha hecho que estos dos partidos se crean invulnerables e insustituibles y, gracias a ello, han actuado con la más absoluta impunidad durante más de treinta años, no solo incumpliendo promesas electorales y programas políticos, sino malversando fondos públicos en su propio beneficio.

Lo que sí es cierto es que, en el panorama actual, los dos grandes partidos ya no decepcionan, puesto que solo puede decepcionar quien crea expectativas; de PP y PSOE solo se espera más de lo mismo

Pues bien, en los próximos comicios la irrupción de Podemos y de Ahora en Común pueden ser una alternativa; no incluyo a Ciudadanos por las muy fundadas sospechas de ser una hábil maniobra de los poderes fácticos económicos para canalizar el descontento del votante de centro a una opción amiga de los dos grandes partidos. De Podemos ya se sabe casi todo (surge del movimiento 15M como iniciativa política de estructura horizontal y asamblearia y degenera en un partido piramidal con secretario general en la cúspide), pero, y Ahora en Común, ¿qué es? En teoría no es más que una iniciativa ciudadana para crear un "espacio de confluencia" (concepto estrella entre sus defensores) para iniciativas ciudadanas, partidos políticos, movimientos sociales y diversos colectivos con un anhelo en común: que el próximo gobierno del Estado represente a sus ciudadanos, es decir, que el poder vuelva a residir en el pueblo.

En principio la idea se antoja hermosa y necesaria pero, seamos sinceros, algo utópica. Ahora Madrid y Barcelona en Comú, semillas de este proyecto, han funcionado, y con gran éxito, en las pasadas elecciones municipales por su carácter local, pero a nivel nacional el asunto se vuelve más farragoso y complejo. Podemos no se presentó en estas dos circunscripciones y apoyó ambas iniciativas, pero a las generales sí se presenta y Pablo Iglesias y su equipo no tienen intención de renunciar a su 'marca'.

Quizá, y solo quizá, por una vez, deberíamos hacer caso al 'Quien no arriesga no gana'

Por la ley electoral que rige en España para las generales, con múltiples circunscripciones, la existencia de muchos partidos de una misma ideología diversifica los votos y resta representatividad, haciendo inútiles cientos de miles de votos; esta ley (ley D'hondt) hace posible actualmente, por ejemplo, una mayoría absoluta en el congreso para el gobierno del PP con solo el 44,63% de los votos. Podemos y Ahora en Común son dos formas distintas de luchar contra esto. El primero busca aglutinar todos los votos de los indignados por el estado actual de la política (voto útil); el segundo busca una candidatura única que englobe a todas las organizaciones y opciones políticas contrarias al bipartidismo actual.

Lo que sí es cierto es que, en el panorama actual, los dos grandes partidos ya no decepcionan, puesto que solo puede decepcionar quien crea expectativas; de PP y PSOE solo se espera más de lo mismo.

Quizá, y solo quizá, por una vez, deberíamos hacer caso al 'Quien no arriesga no gana'.

Etiquetas:

Artículos anteriores de experto

RT crea cada vez más videos en 360º. ¿Le gusta verlos en este formato?

Deje su opinión »

Últimas noticias