Actualidad

Arabia Saudita: "La clemencia hacia Irán no dejará a ninguna capital árabe a salvo de sus misiles"

Publicado:
"Las amenazas iraníes han excedido todas las fronteras", afirmó el líder de la Liga Árabe durante una reunión convocada por las tensiones entre Riad y Teherán sobre el Líbano y el conflicto en Yemen.
Arabia Saudita: "La clemencia hacia Irán no dejará a ninguna capital árabe a salvo de sus misiles"

Durante una reunión extraordinaria en El Cairo, los ministros de Relaciones Exteriores de los países árabes han condenado a Irán y Hezbolá, su grupo aliado chiíta libanés. El canciller saudí instó a las naciones de la Liga Árabe a encontrar una solución "sin compromiso" para enfrentar la "agresión de Irán" y el "desprecio por el derecho internacional", informa The Times of Israel.

"No nos quedaremos de brazos cruzados frente a la agresión de Irán", aseveró el ministro de Asuntos Exteriores de Arabia Saudita, Adel al Jubeir, ante los funcionarios reunidos.

El canciller saudí acusó a Teherán de "entrometerse" en varios Estados de Medio Oriente, centrándose especialmente en los hutíes en Yemen, y Hezbolá en el Líbano. "Irán creó agentes en la región, como las milicias hutíes y Hezbolá, en total desprecio por todos los principios internacionales", señaló Al Jubeir.

De acuerdo con el jefe de la diplomacia saudí, unos 80 misiles fabricados por Irán habían sido lanzados desde Yemen a partir de que estalló el conflicto en marzo de 2015. "Mostrar clemencia hacia Irán no dejará ninguna capital árabe a salvo de esos misiles balísticos", apuntó Al Jubeir en referencia al fallido ataque de Yemen contra Riad a principios de este mes que, según los saudíes, fue ordenado por Teherán.

Sin embargo, Irán ya había negado cualquier participación en el ataque, y el presidente de ese país, Hasán Rohaní, sostuvo que el lanzamiento del misil fue una "respuesta legítima" del pueblo yemení a los bombardeos sauditas.

"Empujando la región hacia el abismo"

Por su parte, Ahmed Aboul Gheit, secretario general de la Liga Árabe, que comprende a 22 Estados suníes de Medio Oriente y el norte de África, hizo declaraciones similares, acusando a Irán de fomentar el sectarismo y desarrollar una tecnología de misiles potencialmente desestabilizadora.

"Afirmamos en términos claros que las amenazas iraníes han excedido todas las fronteras y están empujando la región hacia el abismo", enfatizó Aboul Gheit.

Asimismo, en una resolución publicada después de la cumbre, la Liga Árabe recalcó que "no tiene intención de declarar la guerra contra Irán por el momento", pero advirtió que "Arabia Saudita tiene derecho a defender su territorio". Además, la organización reiteró que considera a Hezbolá "una organización terrorista".

Alianzas y tensiones en Medio Oriente

El primer ministro libanés, Saad Hariri, un aliado saudita, renunció el 4 de noviembre en un inesperado anuncio hecho desde Riad. Hariri acusó a Irán y Hezbolá de entrometerse en los asuntos de los países árabes. Además, afirmó que temía por su vida.

Hezbolá forma parte del Gobierno libanés y se considera un aliado del presidente del país, Michel Aoun, que se negó a aceptar la renuncia de Hariri y acusó a Arabia Saudita de retener al primer ministro en Riad contra su voluntad. Hariri y las autoridades saudíes niegan esas acusaciones.

Después de la intervención francesa, Hariri voló a París, donde anunció el 19 de noviembre que aclarará su posición cuando regrese a Beirut en los próximos días.

Covid19