X

Mensaje a RT

Nombre * Error message here
Correo electrónico * Error message here
Su comentario *
1 800 Error message here
feedback
Imprimir https://es.rt.com/6jxh

Los viejos temas que sobrevolarán la campaña de las elecciones generales españolas

Publicado: 16 feb 2019 12:29 GMT

Cataluña, el aborto y los inmigrantes serán claves en el debate público previo a los comicios, después que el partido ultraderechista Vox consiguiera imponer sus prioridades.

Los viejos temas que sobrevolarán la campaña de las elecciones generales españolas
El presidente español Pedro Sánchez durante una sesión en el Senado en Madrid. 18 de diciembre de 2018.
Susana Vera / Reuters
Síguenos en Facebook

Después que este miércoles el Congreso de los Diputados de España rechazara por mayoría absoluta el proyecto de Presupuestos Generales del Estado que presentaba la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, el presidente español, Pedro Sánchez, ha decidido llevar a cabo un adelanto electoral y convocar comicios generales para el próximo 28 de abril.

El mandato de Sánchez durará de esta manera tan solo 11 meses desde que fuese proclamado presidente en junio del año pasado, y los mismos temas que han jalonado su mandato serán los que copen el debate público durante la campaña electoral que tendrá lugar durante los próximos dos meses.

Estos temas, algunos de los cuales parecían ya superados por la ciudadanía española, coinciden en su gran mayoría con los intereses del partido ultraderechista español Vox, que desde su irrupción en el escenario político ha logrado condicionar la agenda pública, sobre todo tras la celebración de las elecciones en Andalucía el 2 de diciembre, cuando consiguió por primera vez representación en un parlamento regional, con 12 diputados.

Cataluña

El conflicto catalán sobrevuela la política nacional desde hace años. Su inicio fue la impugnación del Estatuto de Cataluña ante el Tribunal Constitucional, por parte del Partido Popular (PP) de Mariano Rajoy. Como consecuencia, la norma institucional básica catalana, que había sido aprobada en referéndum, fue mutilada y esto dio comienzo al quiebre institucional.

En 2014, el entonces presidente catalán, Artur Mas, convocó a la ciudadanía a una consulta no vinculante que ha tenido consecuencias penales para él. Y el 1 de octubre de 2017 se celebró el referéndum de autodeterminación, declarado ilegal, que en estos días ha llevado al banquillo de los acusados a 12 líderes independentistas catalanes. Están siendo juzgados por el Tribunal Supremo español por los delitos de rebelión, sedición, malversación de caudales públicos y desobediencia.

Los partidos de la derecha española –PP, Ciudadanos (Cs) y Vox– entienden que este es el mayor reto para la democracia española y se envuelven en la bandera del país, proclamando la unidad de la nación y el respeto a la Constitución como prioridades absolutas, a la vez que piden contundencia con los partidos independentistas.

Si Pablo Casado, líder del PP, aboga por la suspensión indefinida de la autonomía catalana e incluso ha hablado de una ilegalización de los partidos políticos catalanes independentistas; Santiago Abascal, jefe de Vox, es partidario de suprimir directamente el Gobierno autonómico de todas las regiones españolas e instaurar una centralización estatal en pos, entre otras cosas, de la eficiencia económica, según dice.

Aborto

En cuanto al derecho al aborto, es uno de los temas que la sociedad española parecía tener más asumidos y estar ya fuera de debate. De hecho, el ministro popular Alberto Ruiz-Gallardón tuvo que dimitir en 2014 por el inmenso rechazo ciudadano que recibió su intento de reformar la legislación respectiva para limitar ese derecho.

Actualmente España tiene una ley de plazos: el aborto es libre hasta la semana 14, y posible hasta la semana 22 si se cumple alguno de los supuestos establecidos, como malformaciones graves del feto o riesgo para la salud de la madre.

Pablo Casado lleva semanas hablando de reformar esa normativa para volver al espíritu de la legislación anterior, la de 1985, que tan solo amparaba el aborto en tres supuestos: malformaciones del feto, riesgo para la salud de la madre o violación. Lo paradójico es que esa ley contó con la oposición de Alianza Popular, germen del actual partido liderado por Casado.

En el caso de Abascal, aunque aún no ha hecho ningún planteamiento explícito en este sentido, sus propuestas electorales van encaminadas a reforzar la 'familia tradicional', aumentar la tasa de natalidad e incluso no reconocer la unión entre personas del mismo sexo. También habla de incrementar el apoyo a las mujeres embarazadas para que no tengan que recurrir al aborto.

Inmigración

La inmigración es otro gran caballo de batalla de la derecha española y otro tema que se ha colado en el día a día de los medios de comunicación del país.

La idea de que hay demasiados inmigrantes en España se ha extendido. Un informe de Amnistía Internacional afirma que los nativos creen que la población extranjera supera el 20 %, mientras que según el Instituto Nacional de Estadística (INE) supone un 10 % del total.

Pero, además, en los medios de comunicación la población inmigrante aparece por regla general cuando sus integrantes protagonizan un suceso delictivo o cuando están implicados en algún tipo de conflicto social. Y sin embargo, según el barómetro de enero de 2019 del Centro de Investigaciones Sociológicas (CIS), solo para el 11 % de los españoles la inmigración constituye una de sus tres principales preocupaciones.

Otro de los eslóganes sobre este ámbito es el de que los extranjeros les quitan el trabajo a los nacionales, cuando lo cierto es que la tasa de desempleo (23,5 %) de aquellos que no proceden de la Unión Europea actualmente casi duplica la de los españoles (13,5 %).

Asimismo, una de las afirmaciones que están contribuyendo a estigmatizar a los inmigrantes es que la mayoría de los crímenes machistas son perpetrados por este colectivo. La realidad, según el Consejo General del Poder Judicial, es que el 76 % de estos delitos son perpetrados por españoles.

Precisamente, el tratamiento de los medios de comunicación también ha hecho que aumente la asociación entre delincuencia y migración. Pero tan solo un 24 % de los encarcelados en España son extranjeros, y una tercera parte de esa cifra son personas que no residían en el país en el momento de delinquir, sino que estaban allí como turistas.

Vox y sus partidarios llevan meses inundando las redes sociales con bulos de estas características. Principalmente se difunden por Whatsapp, cuya privacidad hace menos probable que sus argumentos puedan ser rebatidos con datos reales que aporten otros usuarios. Estas 'fake news' aparecen cíclicamente y, en muchas ocasiones, con datos falseados: incidentes de hace muchos años, sucedidos en otros países, etc.

Feminismo

El feminismo también lleva meses siendo motivo de debate. El movimiento feminista español está exprimentando un gran auge, como lo demostró la multitudinaria manifestación del pasado 8 de marzo, Día de la Mujer, que fue acompañada de una huelga general de consumo y de cuidados.

Pero también desde hace un tiempo se asiste al auge de las críticas que lo califican de 'ideología de género', que sostienen que las políticas que lo apoyan están produciendo una sociedad desigual y que los hombres están siendo discriminados.

En este sentido, es obvia la influencia de Vox, que en su programa electoral lleva entre los primeros puntos la derogación tanto de la Ley contra la Violencia de Género como la de la Ley por la Igualdad de Género.

En este caso, también los bulos circulan con facilidad y se espera que se repitan y se amplíe su circulación durante este periodo de campaña. Las mujeres también matan a sus parejas, las mujeres matan a más niños que los hombres, las mujeres interponen falsas denuncias contra los hombres, que están indefensos: de esa índole son algunos de los mensajes que los representantes de Vox han estado defendiendo últimamente en los medios y que las redes difunden ampliamente.

Todos ellos han sido rebatidos con el aporte de cifras y estadísticas, muy especialmente los referentes a denuncias falsas: datos públicos proporcionados por la memoria de la Fiscalía General del Estado de 2018 dejan claro que esos casos tan solo suponen el 0,0078 % del total.

Configuración del Estado

También es previsible que la configuración del Estado, que hace años es uno de los principales problemas presentes en el discurso político, sea uno de los temas candentes durante estos próximos dos meses. El expresidente José Luis Rodríguez Zapatero intentó darle una solución al impulsar la renovación de los Estatutos de las Comunidades Autónomas, con el resultado ya conocido con respecto al catalán.

Desde una rama del Partido Socialista Obrero Español (PSOE) y, sobre todo, desde Podemos y su socio Izquierda Unida, se aboga por la configuración de un Estado federal.

Pero esas opciones parecen fuera de la disputa hoy en día, cuando las soluciones que afloran son más bien las contrarias. Vox apuesta abiertamente por la eliminación de las autonomías y una recentralización del Estado. Ya en las negociaciones para apoyar la investidura del candidato del PP en Andalucía, Juanma Moreno, pedía eliminar del texto del Estatuto andaluz el término "realidad nacional" y la devolución de las competencias de Sanidad y Educación al Estado central.

Tradiciones

También es muy probable que temas que tienen que ver con las tradiciones arraigadas en algunas partes del país se abran campo en el debate. En concreto, la tauromaquia y la caza, para las que Vox pide una protección jurídica especial, luego de que en los últimos años la mayoría de las Comunidades Autónomas actualizaran sus legislaciones para proporcionar una mayor protección a los animales, sobre todo en lo que respecta a la cacería.

De hecho, el colectivo de cazadores es uno de los grandes apoyos de Vox y algunos de sus miembros han protagonizado grandes polémicas , como cuando publicitaron imágenes en las que formaron el nombre de esa agrupación política con decenas de animales muertos.

Economía

La economía también será uno de los temas de esta campaña electoral, aunque, con toda seguridad, eclipsado por los asuntos anteriores.

El debate acerca de las pensiones, el aumento de algunos tributos para poder financiar ciertos gastos ya aprobados -como la subida del salario mínimo-, el cambio en el modelo energético, la regulación del acceso a la vivienda y sobre todo el alquiler, serán los principales puntos de desencuentro en este ámbito.

Corrupción

Paradójicamente, aunque la corrupción fue el motivo por el cual el expresidente Mariano Rajoy fue desalojado de la Moncloa –a través de una moción de censura que aprobaron todos los grupos parlamentarios de la Cámara legislativa española, salvo el PP y Cs y dos partidos residuales–, es posible que no sea uno de los ejes fundamentales que se pongan en la palestra pública para inclinar el voto de los ciudadanos.

Multitud de casos que implican al PP se encuentran bajo jurisdicción de los tribunales españoles, pero la mayoría de ellos llevan años instruyéndose, por lo que los nuevos datos que se van conociendo no levantan la misma polémica que cuando se conocieron por primera vez.

Además, Pablo Casado, quien lleva tan solo unos meses al frente de esa formación política, ha convertido en un mantra de su argumentario el alegato de que son casos del pasado, que nada tienen que ver con él.

En cuanto al PSOE, sucede algo similar. Lleva ocho años arrastrando uno de los mayores casos de corrupción del país, conocido como el de los EREs en Andalucía, y es justamente la larga dilucidación en tribunales lo que ha acabado por desinteresar a la población.

Así que habrá que ver cómo los nuevos partidos –Ciudadanos, Podemos y Vox, que debido a su corta existencia aún no cuentan con 'muertos en los armarios'– logran que este asunto tenga un hueco en esta campaña.

Etiquetas:

Últimas noticias

Este sitio web utiliza cookies, puede obtener más información aquí

Aceptar Cookies