Actualidad

Desde el Consejo de Seguridad de la ONU llaman a Turquía a detener su operativo en Siria

Publicado:
Alemania, Francia, el Reino Unido, Bélgica y Polonia creen que esta acción militar no resolverá los problemas de seguridad de Ankara en la región.
Desde el Consejo de Seguridad de la ONU llaman a Turquía a detener su operativo en Siria

Cinco de los países europeos miembros del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas han emitido una declaración conjunta este 10 de octubre instando a Turquía a detener su operativo militar en el norte de Siria, ya que consideran que la acción no ayudará a resolver los problemas de seguridad de Ankara.

Así lo anunció este jueves desde la sede de la ONU el representante permanente adjunto de Alemania ante la organización, Jürgen Schulz, después de mantener consultas a puerta cerrada con varios miembros del Consejo de Seguridad con respecto sobre la situación en el norte de Siria.

"Estamos profundamente preocupados por la operación militar turca en el noreste de Siria", ha aseverado Schulz, hablando en nombre de Alemania, Francia, el Reino Unido, Bélgica y Polonia. Se ha especificado que Estonia también ha apoyado la declaración conjunta.

"Instamos a Turquía a poner fin a la operación militar unilateral y creemos que no resolverá los problemas que están causando la preocupación de Turquía", ha declarado.

Operativo turco desestabilizará más la región

Schulz ha hecho hincapié en que "el operativo militar en el noreste de Siria desestabilizará aún más la situación en la zona, aumentará el sufrimiento de los civiles y provocará el aumento del número de nuevos refugiados en Siria y en la región en general".

El representante permanente adjunto de Alemania además ha advertido de que el operativo turco unilateral 'Fuente de paz' pone en peligro los logros "de la coalición global para combatir el Estado Islámico", así como a las fuerzas locales que apoyaron las medidas de la coalición internacional, incluidas las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS).

Asimismo, las acciones militares de Ankara pueden "conducir a un largo período de inestabilidad en el noreste de Siria, lo puede crear las condiciones para el resurgimiento del EI "que sigue representando una grave amenaza para la seguridad regional y europea", ha subrayado Schulz.

Derechos de la población local

En este sentido, el político alemán ha dudado de que los planes de Turquía de crear lo que llama una "zona de seguridad" en el noreste de Siria vayan a "cumplir con los estándares internacionales establecidos para el retorno de los refugiados".

"Cualquier intento de cambiar la situación demográfica allí es inaceptable", ha subrayado. "Queremos afirmar claramente que la UE no proporcionará fondos para la estabilización o el desarrollo en aquellas áreas donde se ignoran los derechos de la población local", ha advertido.

"Turquía es un socio clave de la UE, un aliado de la OTAN y miembro de la coalición internacional contra el EI", ha declarado en conclusión. Agregó que la UE reconoce "el importante papel que juega Turquía en la situación de los refugiados sirios" y reiteró el llamamiento conjunto "a todas las partes para garantizar la protección de los civiles y el acceso humanitario en toda Siria".

Postura de Rusia

En el marco de una conversación telefónica entre el presidente de Rusia, Vladímir Putin, y su homólogo turco, Recep Tayyip Erdogan, que tuvo lugar en vísperas del inicio del operativo 'Fuente de paz', Moscú expresó su preocupación por los planes de Ankara. Putin instó a Turquía a evaluar exhaustivamente la situación, para no perjudicar los esfuerzos conjuntos para resolver la crisis siria.

"Al mismo tiempo, ambas partes han subrayado la importancia de garantizar la unidad y la integridad territorial de Siria y el respeto a su soberanía", ha informado el sitio web del Kremlin.

Por su parte, el ministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Serguéi Lavrov, afirmó este 10 de octubre que Moscú entiende las preocupaciones de Ankara, aunque deberían regularse teniendo en cuenta los intereses de Damasco.

"Ahora buscaremos el establecimiento de un diálogo entre Turquía y Siria. Tenemos razones para creer que es en interés de ambas partes", agregó el ministro.

Lavrov también destacó que Rusia trataría de establecer contactos entre Damasco y las organizaciones kurdas que rechazan el extremismo y los métodos terroristas. "Hemos oído hablar del interés tanto por parte de los representantes oficiales sirios, como de los representantes de las organizaciones kurdas", subrayó el canciller ruso.

Incursión turca en Siria

Las tropas turcas cruzaron la frontera siria la noche de este miércoles, iniciando la fase terrestre del operativo contra la milicia kurda, a quienes el Gobierno turco considera terroristas.

Esta parte de la operación 'Fuente de paz' —que Ankara lanzó este 9 de octubre en el norte del país árabe para "destruir el corredor del terror" en su frontera sur y "traer la paz a la región" — viene después de que los aviones turcos bombardearan decenas de objetivos en la zona durante el día.

Por su parte, las Fuerzas Democráticas Sirias (FDS), compuestas principalmente por kurdos, afirmaron que los bombardeos aéreos afectaron áreas civiles, creando "enorme pánico entre la población". El Observatorio Sirio de Derechos Humanos estima en ocho el número de civiles muertos en la operación militar turca, informa la agencia AP. Por su parte, el Centro de Información de Rojava, un colectivo activista en el noreste de Siria, reporta siete víctimas mortales civiles.

En respuesta a la ofensiva, las FDS atacaron con morteros la ciudad turca de Nusaybin. Mientras tanto, la agencia Anadolu reporta que dos proyectiles lanzados desde territorio sirio han impactado en Ceylanpinar, otra ciudad turca fronteriza. 

  • Desde finales del año pasado, el presidente de Turquía, Recep Tayyip Erdogan, ha hablado de planes para lanzar una operación militar unilateral en el norte de Siria contra las FDS, conformadas por unos 60.000 combatientes. Una parte integral de esas fuerzas corresponde a las Unidades de Protección Popular (YPG, por sus siglas en kurdo)
  • Turquía considera a las YPG un grupo terrorista y una extensión del Partido de los Trabajadores del Kurdistán turco, también calificado como organización terrorista por Ankara

 

RT