Actualidad

Jameneí advierte que a los "criminales" que mataron a Soleimani les espera una dura venganza

Publicado:
Jameneí declaró tres días de luto por la muerte del general iraní.
Jameneí advierte que a los "criminales" que mataron a Soleimani les espera una dura venganza

El líder supremo de Irán, Alí Hoseiní Jameneí, dijo a los "criminales" que mataron al comandante de la Fuerza Quds, Qassem Soleimani, les espera una dura venganza. Según Jameneí, la pérdida de Soleimani es amarga, pero aseguró que la lucha continuará hasta la victoria para que la vida de los "criminales" sea aún más amarga.

El ayatolá también indicó que la muerte de Soleimani duplicaría la motivación de la resistencia contra Estados Unidos e Israel.

"Todos los enemigos deben saber que la resistencia continuará con una doble motivación y que una victoria definitiva espera a los combatientes en la guerra santa", indicó el líder de la República Islámica en un comunicado recogido por Reuters.  Jameneí ha anunciado tres días de duelo nacional.

Por su parte el presidente de Irán, Hasán Rohaní, declaró que Teherán y otras naciones de la región "vengarán" el asesinato del general Soleimani. "El martirio de Soleimani hará que Irán esté más decidido para resistir el expansionismo de Estados Unidos y defender nuestros valores islámicos. Sin duda, Irán y otros países que buscan la libertad en la región se vengarán", ha asegurado Rohaní".

Este 2 de enero, EE.UU. llevó a cabo un ataque de misiles en Bagdad (Irak), que acabó con la vida del general Qassem Soleimani, comandante de la Fuerza Quds, la unidad del Cuerpo de la Guardia Revolucionaria Islámica de Irán responsable de las operaciones especiales en el extranjero.

El Pentágono asumió la responsabilidad del asesinato e indicó que fue ordenado por el propio presidente Donald Trump. Según la Defensa estadounidense, el bombardeo fue dirigido contra Soleimani y "tenía como objetivo disuadir futuros planes de ataque iraníes".

Según el ministro de Exteriores de Irán, Mohammad Javad Zarif, se trata de "un acto de terrorismo internacional" que "es extremadamente peligroso y una escalada absurda".

Otra víctima del bombardeo fue el jefe de las Fuerzas de Movilización Popular (FMP) y comandante de la milicia Kataib Hezbolá (KH), Abu Mahdi al Muhandis. El pasado 29 de diciembre, las bases de KH fueron atacadas por EE.UU., una acción que dejó un saldo de 25 muertos y provocó el asalto a la Embajada estadounidense en la capital iraquí.

RT