Opinión
Opinión

Ociel Alí López

Es sociólogo, analista político y profesor de la Universidad Central de Venezuela. Ha sido ganador del premio municipal de Literatura 2015 con su libro Dale más gasolina y del premio Clacso/Asdi para jóvenes investigadores en 2004. Colaborador en diversos medios de Europa, Estados Unidos y América latina.
Habrá que esperar el regreso de la canciller de EE.UU. para medir cuánto apoyo recibió y la respuesta del Parlamento, que debe decidir ya una fecha para las presidenciales.
Más allá de propuestas, aún muy abstractas, todavía no queda claro cómo la cumbre de esta semana afectará a la cotidianidad de las mayorías latinoamericanas.
La marcha del jueves demostró que la fortificación política de la capital se puede derribar y que las élites, a pesar de su poder, son vencibles.
Las Fuerzas Armadas vuelven a ser un factor que pone en suspenso el cabal desarrollo de la vida democrática, y la fallida intentona ha disparado esta percepción.
La polarización, no solo política sino sobre todo social y étnica, se ha acrecentado en ambos países y es posible que estos conflictos no puedan ser superados en el corto plazo.
Sectores conservadores que se han salido de los cabales democráticos e institucionales han decidido acudir a la movilización insurreccional para provocar salidas de fuerza que desconocen la legalidad y buscan regresar a períodos históricos de dictaduras militares.
El debate 'post interinato', que apenas comienza, podría impedir la cordura necesaria para establecer una estrategia político-electoral.
El nuevo ciclo progresista ya no necesita producir giros diametrales en las relaciones diplomáticas, sino más bien profundizar los intercambios y acuerdos comerciales con países que han venido aumentando la pugnacidad con Washington.
Cuando quedan pocas horas para su culminación, se puede decir que después de este año la región no será la misma.
La votación de sus compañeros dice mucho del nivel de debilidad que sufría su proyecto: 72 votos a favor de su 'destitución' y apenas 23 votos en contra.
Aún se desconoce la real correlación de fuerzas que tienen los dos sectores políticos entre los que se produce la grieta y que presentarán propuestas divergentes.
Ya no solo hablamos del derrocamiento parlamentario contra el presidente elegido por voluntad popular, sino propiamente del establecimiento de un régimen autoritario sin legitimidad de origen.
RT en Español en vivo - TELEVISIÓN GRATIS 24/7